Victoria del Valencia

Marcelino nunca había ganado en el Sánchez-Pizjuán pero lo de ayer fue un triunfo rotundo suyo. Estuvo muy inteligente con su planteamiento inicial y los chés se llevaron los tres puntos de manera merecida. El tener en banda derecha a Coquelin + Gabriel le sirvió para anular la principal vía de profundidad y de escape a la presión que tiene el Sevilla pues casi no se vio a Escudero pisando área (una de las cosas que más suele hacer) y a Nolito en el 1 vs 1. 
Compra en nuestra tienda online botas de fútbol, equipaciones oficiales.
A partir de ahí buscó hacer algo similar a lo que hizo hace un par de semanas Simeone. Con el trabajo de la doble punta más los dos mediocentros, replegaba en campo propio y cerraba todos los pasillos interiores, una de las cosas que más le cuesta al Sevilla superar. Con el paso de los minutos N’Zonzi y Banega empiezan a arriesgar más (justo lo que buscaba Marcelino) y el Valencia a atacar la espalda del doble pivote. 

A todo esto hay que sumarle que el Sevilla no tiene dominio de las áreas y el Valencia sí. El resultado es el visto ayer y el que se lleva viendo toda la temporada.
El choque tuvo mucho de contexto. El Valencia buscó durante todo el encuentro que su rival tomara riesgos, sintiera prisa y actuara sumando cada vez más hombres a su ataque. Y aunque tácticamente, Marcelino sacó mucho rédito a la altura de su bloque, donde más pescó fue en lo anímico. El Sevilla se desconectó durante muchos momentos, se separó en la transición defensiva y no pudo contener a los dos hombres más relacionados con la idea de partido que imaginó su técnico: Geoffrey Kondogbia y Rodrigo.
Es increíble el nivel que está ofreciendo Kondogbia desde que llegó al Valencia. Uno de los mejores fichajes del mercado estival sin duda. Otro futbolista que se ha adaptado a las mil maravillas es Neto. Si los de Marcelino son dominantes en las dos áreas es gracias a la seguridad atrás del meta brasileño. Ayer fue decisivo. 
Encuentra camisetas y equipaciones de la Liga: Real Madrid, Barcelona, Atletico de Madrid, Valencia, Sevilla.
A mí me gustaría bastante ver a Rodrigo en el Mundial. La competencia es feroz pero creo que tiene suficiente nivel. Aunque necesita espacio para brillar y y eso puede que no lo encuentre con Lopetegui. Pero en un equipo donde pueda picar al espacio es determinante, ayer le gana la espalda a la defensa del Sevilla con facilidad. Sus dos goles son tremendos. En el primero, su control orientado es perfecto. Y en las dos definiciones muestra una sangre fría y calidad espectaculares. Y se acerca muchísimo al portero antes de rematar, cosa que Messi suele hacer con éxito en el mano a mano con el portero. Su segundo gol me recordó al que marcó Leo está temporada contra el Villarreal. Por cómo se acerca al portero y amaga antes de tirar.
El partido de ayer estuvo muy influenciado por la vuelta de champions. Y sobre este asunto propondría un debate: ¿merece más la pena clasificarse para octavos de champions cuando se how perdido el tren de la liga, o quedar tercero en fase de grupos y optar a ganar la Europa League para repetir en champions la siguiente temporada? Dilema aplicable tanto al Sevilla como al Chelsea / Tottenham